Accidentes de Tren en Pompano Beach

Los residentes y visitantes de Pompano Beach escuchan a trenes que pasan por la ciudad regularmente. Pompano Beach es parte del Ferrocarril del Este de la Florida (East Coast Railway), y también es atendida por Tri-Rail. Pronto, también albergará los trenes de la compañía de Brightline.

Aunque el transporte ferroviario generalmente es seguro, cuando si ocurre un accidente con un tren, estos accidentes son catastróficos. Estos casos son complejos y requieren abogados con experiencia para representar a aquellos que han sido heridos o mueren en un accidente. Los abogados de Frankl & Kominsky son abogados con experiencia, con un equipo legal preparado y pueden ayudar a cualquier persona en Pompano Beach involucrada en un accidente de tren.

Trenes de Florida

Pompano Beach es parte del sistema ferroviario más grande de la Florida, compuesto de 2.789 millas de vía principal. Estas pistas son propiedad de compañías privadas y del Estado de la Florida. Los trenes que usan estas pistas incluyen Ferrocarriles de Clase I, Ferrocarriles de Clase II, Ferrocarriles de Clase III, y un ferrocarril que se especializa en mantener los cambios de trenes y sus estaciones. La compañía más grande, según el estado de la Florida, es CSX Transportation. Esa compañía posee más de la mitad de la pista en la Florida, y las personas en Pompano ven a los autos de CSX pasando por las vías locales con frecuencia.

Muchos de los trenes que pasan por Pompano son trenes de mercancías. En 2014, más de 111 millones de toneladas en mercancías viajaron a través de la Florida.

Los trenes de pasajeros también usan los rieles. Los trenes de Tri-Rail tienen horarios regulares toda la semana. Brightline, el proyecto ferroviario de alta velocidad está actualmente en construcción en la Florida, y transitará por Pompano Beach cuando esté terminado.

Víctimas de accidentes de tren

Los accidentes de trenes en Pompano pueden ocurrir por varias razones. Si un tren choca con un vehículo o un individuo, el resultado puede ser catastrófico. Los pasajeros en el tren también pueden sufrir lesiones en caso de un choque de trenes o un descarrilamiento. Los trabajadores del ferrocarril también pueden sufrir lesiones debido a un accidente. Un conductor de tren que es inexperto, fatigado, o bajo la influencia de drogas o alcohol también puede causar un accidente. Otras causas de estos accidentes incluyen vagones defectuosos, vías defectuosas, falta de mantenimiento o mantenimiento inadecuado en los vagones o en las vías, puertas en mal estado, cruces sin protección e incluso el mal clima.

Recurso legal

Las personas en Pompano Beach que han resultado heridas en un accidente de tren, o las familias de los que han muerto en un accidente, pueden enfrentar grandes obstáculos presentando una demanda contra los responsables. La industria ferroviaria cuenta con equipos de abogados para proteger sus intereses, y rara vez resuelven los casos con quienes resultaron heridos. Al contrario estas compañías intentan demorar o niegan su culpabilidad, obligando a quienes han sido heridos, o a sus familias, a probar que tuvieron la culpa. Desafortunadamente, esto puede significar la necesidad de llevar el caso hasta la corte y tener un juicio.

Los abogados de Frankl y Kominsky son experimentados con un equipo sólido de abogados e investigadores que ayudarán a determinar el mejor curso de acción para cualquier víctima. Investigaremos la situación e identificamos a los responsables, investigaremos si han violado su deber de diligencia de actuar como una persona razonable en circunstancias similares, y calcularemos los daños que se deben a las víctimas.

En Frankl & Kominsky, sabemos que cada caso es diferente y adaptamos cada enfoque a la circunstancia específica para obtener el mejor resultado. Trabajamos fuertemente para obtener justicia en estos casos, así como en otros casos de lesiones personales. Si usted o un ser querido en Pompano Beach o en todo el sur de Florida han resultado heridos en un accidente de tren, llámenos para una consulta confidencial, al (855) 800-8000, o contáctenos en línea. Hablamos español.